Push-ups y el riesgo de enfermedad cardiaca

La cantidad de repeticiones que puedes hacer podría revelar tu riesgo de enfermar del corazón.
Push-ups
Una razón más para dominar este ejercicio funcional. Foto: Adobe Stock

Las lagartijas, conocidas también como flexiones o push-ups, son el primer ejercicio que aprendemos a hacer cuando somos niños y el movimiento que inmediatamente asociamos con entrenamiento de fuerza.

No es casualidad que formen parte de la rutina de soldados, fisiculturistas, modelos y todo tipo de atletas. Pero los beneficios de las lagartijas van más allá de un pecho y tríceps fuertes. Incluso tu corazón podría beneficiarse. Lo explicamos a continuación.

¿Cómo se hace una lagartija?

El movimiento es simple, sólo debes subir y bajar empujando con los brazos, ¿cierto? Sí, pero hay algunas sutilezas que hacen toda la diferencia. Es muy importante que tus codos no estén abiertos en 90 grados, algo muy común entre los novatos (procura que estén cerca del torso al bajar). También debes asegurarte de mantener la espalda recta en todo momento y la mirada en el suelo (si ves hacia el frente perderás la alineación en la columna).

Para saber más sobre la técnica perfecta para hacer flexiones, haz click aquí.

La relación entre lagartijas y salud cardiaca

Predecir con absoluta precisión el riesgo que tiene una persona de desarrollar una enfermedad es muy complicado ya que hay una enorme cantidad de factores que inciden en el mismo. Sin embargo, existen ciertas pruebas que pueden brindarnos una idea general del estado físico de alguien y, por ende, sus probabilidades de enfrentar ciertos padecimientos.

En el caso de las enfermedades cardiacas, investigadores de Harvard descubrieron que una herramienta útil para predecir el riesgo es someter a los sujetos a una prueba de lagartijas. Específicamente, se les pide que hagan tantas repeticiones como puedan en 60 segundos.

Push-ups salud cardiaca
Las push-ups no sólo son un ejercicio esencial en cualquier rutina, sino que brindan una mirada al estado de tu corazón. Foto: Adobe Stock

El resultado de esta prueba, a decir de los científicos, tiene una correlación con la salud cardiovascular. Para poner esta teoría a prueba, estudiaron a 1,104 sujetos, todos ellos bomberos que gozaban de buena salud. En promedio, los participantes tenían 40 años de edad.

Cada uno de ellos hizo tantas flexiones como pudo y su resultado fue registrado por los investigadores. Una década después, se hizo un seguimiento de este experimento. Lo que se encontró es que aquellos que habían realizado más push-ups habían sido menos proclives a sufrir enfermedades del corazón.

Como se explica en un estudio publicado en JAMA Network Open, aquellos que pudieron hacer 40 lagartijas o más, tuvieron un riesgo 96% menor que quienes sólo hicieron 10 o menos.

¿Qué pasa si sólo puedes hacer 39, 30, 20 o 15? Si bien lo ideal es superar las cuatro decenas, a partir de las 11 repeticiones se empezó a ver una reducción en el riesgo de enfermedad cardiovascular. En pocas palabras: cuantas más puedas hacer, mejor.

La importancia de esto

Como explican los científicos de Harvard, liderados por el Dr. Justin Yang, “la prueba de las lagartijas puede ser una medida simple y sin costo para estimar el estado funcional del corazón”. Por supuesto, hacer decenas de lagartijas no es garantía de que no vayas a enfermar, pero cuanto más puedas reducir tu riesgo será mucho mejor.

Flexiones y salud cardiaca
Ponte a prueba: ¿cuántas lagartijas puedes hacer en un minuto? Foto: Adobe Stock

Este estudio tiene ciertas limitantes, como reconocen los propios autores, ya que todos los sujetos fueron hombres activos de mediana edad, de manera que los resultados no necesariamente son representativos de otros sectores de la población como mujeres o personas sedentarias.

Y tú, ¿cuántas lagartijas puedes hacer en 60 segundos?

En resumen

Las flexiones o push-ups son uno de los mejores ejercicios que puedes hacer ya que no sólo incrementan la fuerza de una multitud de grupos musculares, sino que podrían ser un buen predictor de tu riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.

Eso es lo que descubrió un equipo de científicos de la Universidad de Harvard. Los sujetos que son capaces de hacer 40 repeticiones en 60 segundos podrían tener un riesgo 96% menor que quienes no son capaces de hacer más de 10.

Podría interesarte

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Previous Article
All Out Mile

All Out Mile: El reto de Under Armour a los corredores

Next Article
Alberto Ginés

5 atletas adolescentes del más alto nivel

We Rise ProjectTodo lo que necesitas para ser mejor

La información que necesitas para desarrollar tu mente y cuerpo, semanalmente en tu correo electrónico.